BAJAS TEMERARIAS EN CONTRATACION PUBLICA

bajas temerariasBaja temeraria. Contratos Públicos

Valiente sentencia del TSJ de Extremadura 46/2016, rec. 191/2013, de la que ha sido ponente el Magistrado Casiano Rojas, que aborda precisamente el delicado tema de las bajas temerarias en el ámbito de la contratación pública.

El asunto, nada sencillo, versa sobre un adjudicatario de ciertos trayectos de transporte escolar cuya prestación podría hacer a menor precio al ser adjudicatario de concesiones de línea regular coincidentes con dichos trayectos, lo que le permitía obtener ciertas sinergias y, con ello, un menor coste del servicio.

La sentencia, al margen de una posible cuestión de competencia que únicamente apunta, entiende que lo que se trata de acreditar es que la oferta puede ser cumplida pese a la persistencia de los valores anormales. Esto es lo que exige la LCSP o, lo que es lo mismo, que la oferta en cuestión es viable económicamente. No puede depender la viabilidad económica de una proposición, la de ser cumplida, del hecho de un tercero, sino que debe analizarse la oferta en sí.

Considera la Sala que la adjudicataria no ha conseguido ofrecer una explicación suficiente que justifique su oferta desproporcionadamnete baja y, por tanto, que su exclusión es procedente.

Una sentencia valiente, como decimos, pues no son muchos los tribunales que dan la razón a las administraciones públicas cuando sancionan con exclusión a un licitante por su oferta anormalmente baja, viendo con carácter general como los contratos son adjudicados por un precio que, de forma previsible, será modificado al alza o jugará en perjuicio de la calidad o los derechos de los trabajadores.

Tenéis la Sentencia aquí. Que por cierto, anticipa ya la aplicación de las nuevas Directivas cuyo plazo de trasposición culmina el próximo 18 de abril, con lo que ello conlleva en cuanto al efecto directo de las mismas.

Tampoco toda oferta anormalmente baja es per sé inviable económicamente. Más al contrario, el órgano de contratación no puede desaprovechar la oportunidad de recibir una explicación que acredite la posibilidad de cumplir la oferta en sus propios términos. Detrás de muchas “buenas ofertas económicas” hay multitud de innovaciones técnicas, tecnológicas u organizativas que permiten mejorar los procesos con los beneficios correspondentes para la administración y los ciudadanos, que fuerzan una mayor competitividad y aportan dinamismo al desarrollo del sector de que se trate.

Sin ser de todas formas una cuestión sencilla, solo queda ponernos a disposición de administraciones y licitadores para todo aquello que puedan necesitar. Como expertos en contratación pública, ofrecemos formación y asesoramiento tanto al sector público como al privado en este complejo entramado en que se ha convertido la Contratación Pública.

Atentamente, el equipo de HQS Consultores.